Oro

  • Panamá

Guillermo Rodríguez y Patricia Ferrer

Antes de unirme a la plataforma, por mi trabajo debía viajar de lunes a sábado, todas las semanas. En aquel entonces a nivel financiero estábamos muy bien, de hecho, en mi casa no hacía falta nada. El único que hacía falta era yo. Sabía que si no cambiaba y no dedicaba el tiempo que necesitaba mi familia, la perdería.

Cuando vi que mi amigo, Antonio Núñez, gozaba de tiempo libre y seguridad financiera, mi esposa y yo sentimos que debíamos darle una oportunidad a la plataforma. Trabajé con Antonio un plan de acción que me permitiera renunciar a mi trabajo en un plazo máximo de dos años.

¡Tuvimos éxito y alcanzamos la meta! Mi esposa y yo dejamos nuestros empleos en menos de dos años, después de iniciar nuestro negocio. Ahora puedo enfocarme en mi familia y nuestra nueva vida juntos. Gracias al negocio, nuestros hijos tienen una vida llena de libertad, unión, y estabilidad financiera. Compartimos el mensaje de amor y esperanza que el negocio ofrece, con todas las personas que conocemos. Desarrollamos una relación fuerte con los miembros de nuestro equipo y creímos que los obstáculos deben verse como grandes oportunidades para adquirir experiencia y fortaleza.

Nos dejamos guiar, tuvimos mentores fuertes y luchamos por nuestros sueños. Luego, ayudamos a otros a hacer lo mismo. Esto nos llevó al éxito.